Pastel Selva negra
 

Enviada por Monique

    Ingredientes:

    Tiempo de preparación unas 2 horas.

    Para el bizcocho:

  • 8 huevos,
  • 225 g de azúcar,
  • 75 g de almendras molidas muy finas,
  • 75 g de harina,
  • 50 g de cacao puro en polvo.
  • Para el relleno:

  • 450 g de cerezas (escurridas) en conserva almíbar o marascchino (es un licor),
  • 70 cl de nata líquida,
  • el caldo de las cerezas (si pudieran ser ácidas mejor) unos 10 cl,
  • 10 cl de kirsch,
  • Para decorar:

  • 200 g de chocolate de cobertura,
  • azúcar glasé.

Método: Se puede preparar la víspera.

Precalentar el horno a 200.

Untar los moldes redondos y desmontables con mantequilla, incluso poner en el fondo papel especial pastelería. Separar las yemas de las claras. Batirlas con el azúcar hasta que blanqueen (con la batidora eléctrica) luego incorporar la almendra molida sin para de batir, el cacao y la harina. Montar las claras a punto de nieve e incorporarlas con mucho cuidado removiendo con la espátula de goma (no batiendo) en un movimiento de arriba abajo envolvente, primero unas cucharadas y luego lo demás.

Llenar los 2 moldes con la masa. Poner en el horno unos 40 minutos aproximadamente. Pinchar con una aguja que debe salir limpia.

Sacar del molde.

Una media hora antes de empezar a montar el pastel, colocar la nata y el recipiente donde se montará en el congelador. Mientras con un cuchillo grande para cortar el pan, cortar los bizcochos en 2 partes en el espesor. Nos quedarán 4 discos. Mezclar el jarabe de las cerezas con el kirsch y untar (con un pincel mismo o una cucharilla) el interior de los discos. Conservar la mitad de jarabe. Sacar la nata verterla en el recipiente y montarla con las varillas (igual que las claras) mejor si son eléctricas, es menos pesado. Si hace mucho calor colocar el recipiente sobre hielo. Debe de quedar muy ligera y esponjosa (se llama entonces chantilly) cuando está bien montada añadir el líquido de las cerezas con kirsch mezclándolo bien.

Montaje: Untar cada disco de chantilly y colocar encima las cerezas esparcidas hundiéndolas un poco. Colocarlos pues uno encima de otro terminando con chantilly y cerezas y por fin poner la chantilly sobrante alrededor igualando el pastel.

Decoración con chocolate: Derretir el chocolate (microondas o baño de maría). Verter sobre una placa anti-adhesiva y repartir con una espátula en una capa muy delgada. Dejar enfriar en la nevera. Cortar en tiras anchas tan altas como el pastel y levantar con cuidado con una espátula y colocar alrededor del pastel pegándolas contra la nata. Con una de las tiras sobrantes, formar unos triángulos en forma de abanico para colocar encima de la última capa de nata y cerezas. Espolvorear el azúcar glasé (con un colador de malla) por encima. Debe de quedar en la nevera hasta el momento de comer.

Toni Oliver. Prohibida la reproducción del contenido de esta Web sin la autorización del Autor.