Lenguas de gato
 

Enviada por Mel

    Ingredientes para unas 80 lenguas de gato:

  • 125 gr. Azúcar.
  • 125 gr. Harina,
  • 125 gr. Mantequilla.
  • 3 Claras de huevo.
  • Pizca de sal.

Método: Trabajos previos: Mezclar a fondo las claras con el azúcar y pizca de sal, añadir la harina tamizada y bien aireada. Mezclar, añadir también la mantequilla justamente derretida, mezclar todo a fondo hasta obtener una pasta lisa y homogénea. Nuestra prueba de fluidez consiste en cargar en la manguera y que por su peso justo caiga alguna gota de la boquilla. Ya hecha la pasta, dejar reposar como una hora al frigo.

Ejecución: Cargar esta pasta en manguera, o jeringa, con boquilla redonda, y hacer tiras de unos 12mm de diámetro y largas de entre 60 hasta 120mm, depositándolas separadas unos 50 mm., se auto extienden mucho.

Antaño se hacían sobre bandeja de horno untada de mantequilla o sobre papel sulfurizado, ahora usamos la ya inevitable lámina de sylplat sobre rejilla de horno. Horno caliente a 150 grados, unos 15 minutos, en realidad sacar cuando estén ligeramente tostadas y a nuestro gusto.

Presentación: Suelen caber unos 25 en cada hornada. Se usan para meriendas. Ideal también para acompañar helados, sorbetes. y mousses.

Virutas: Si al desmoldar las enrollamos aún muy calientes y helicoidalmente en canillas de unos 3 a 4cm diámetro, toman una forma rizada, muy rústica, y se llaman ahora Virutas. Para los medios caseros son trabajosas y apenas se hacen más que de exhibición pues hay que trabajar sacándolas del horno de una en una y enrollar.

Tulipas: La misma pasta que las Lenguas, se cuece ahora en horno a 140 grados unos 14 minutos. Horneamos usando dos trozos de lámina de sylplat sobre la rejilla de horno, poniendo cada vez entre dos y cuatro montones de pasta calculada necesaria y extendida con el dorso de la cucharilla. Se hacen de dos tamaños. Las tulipas grandes se moldean sobre fondos de flaneros supergrandes de 63 mm. en el fondo, una por comensal, y las minitulipas sobre el fondo de los moldes de tocinos de cielo de fondo de 25 mm., se sirven 4 a 5 por comensal. Para ellos extendemos la pasta en redondos de unos 100 mm. y 45 mm. y con la pasta restante de cada sesión se hacen Lenguas de Gato. No ocuparse mucho del alisado pues con la masa bien hecha al hornear se nivelan y auto extienden. Masa delgada, y dejar tostar ligeramente, sin pasarse. Poner a hornear la primera media lámina y a mitad del tiempo previsto poner la otra media lámina con sus círculos, sacar y moldear una por una abriendo el horno cada vez, con un guante por el calor y la mano diestra libre (posibles quemazones), dándose caña, sobre el fondo de los moldes puestos boca abajo sobre trapo para que no resbalen. Si intentamos ahorrar aperturas de horno, fracaso seguro. Se forman ondas y salen unos rústicos cuencos endiabladamente irregulares, que resultan muy ricos y decorativos. Adecuados para servir postres de helados, mousses, crema de queso, y sobre los minis frutas caramelizadas con coulis, o un variado potpurrí de rellenos.

Toni Oliver. Prohibida la reproducción del contenido de esta Web sin la autorización del Autor.