EL PERUANIZADO “KION”

“FUEGO” “ARDOR” o “BRÍO”: EL PERUANIZADO “KION”

(Zingeber Officianale)

Una de las lenguas más antiguas del mundo, el Sánscrito lo designo como “SRINGAVERA”, que significa de forma de cuerno, porque lo asemejan a las astas de un ciervo. Los griegos derivaron de ahí la palabra zingiberir, lo cual paso a ser jengibre en español y “ginger” en ingles sinónimo de “fuego” “ardor” o “brío”.

Los hindúes y los chinos lo usaban desde el comienzo de su civilización. Confucio lo menciona en sus Analectas. .

Apìcius recomendaba el consumo de jengibre para calmar el dolor de estómago y facilitar las evacuaciones. El Corán también menciona al jengibre: “Se harán circular ente los justos vasijas de plata y copas de Cristal que contendrá una mezcla de jengibre (LXXVI,15,17)

Durante el siglo noveno después de Cristo, el jengibre llego a Francia y Alemania y posteriormente a Inglaterra, el rey Enrique VIII estimaba en mucho al jengibre , y uno de sus recetas favoritas era una “cola de buey macerada en jengibre”.. El jengibre se convirtió en una de las especies más cotizadas de Europa y en Basilea se llegó a denominar a una calle “Ingwergasse” o “calle del jengibre”.

A comienzos del siglo XVI, el español Francisco de Mendoza llevo el jengibre a las Antillas, y fueron los españoles que introdujeron esta raíz a México y el Perú. Los climas y las tierras de Sud América y en especial la del Perú fueron tan propicias para el cultivo de esta raíz que se logró embarcar en 1547, mil toneladas de jengibre para el viejo continente.

Rodolfo "Locrito" Tafur....Texto

 

 

 

© Toni Oliver. Prohibida la reproducción del contenido de esta Web sin la autorización del Autor.